P0sici0n del helicóptero – ¡una de las p0stur4s más difíciles pero

Uncategorized 844 Visitas

¿Alguna vez has escuchado hablar de la posición del Helicóptero para hacer el amor, pero no sabes de qué se trata?

vamos a contarte todos los detalles y te ayudaremos a descubrir cuáles son los pasos a seguir para ponerla en práctica en tus encuentros íntimos. Apostar por probar cosas nuevas en el plano s3xu4l es una de las mejores formas que tenemos a nuestro alcance para disfrutar muchísimo más de nuestras relaciones s3xu4les y convertir ese momento en un momento memorable, lleno de pasión y muy pero que muy excitante. A pesar de que en este caso vamos a hablar de una de las posturas más complicadas de hacer, te invitamos a innovar junto a tu pareja y a protagonizar nuevas experiencias s3xu4les con la posición del Helicóptero y otras de las posturas más excitantes y morbosas del Kamasutra.

Posición del helicóptero para hacer el amor, ¡solo para atrevidos!

¿Te gustaría probar algo muy atrevido y m0rb0s0 a la vez en alguno de los próximos encuentros íntimos que tengas con tu pareja? Entonces, ¡presta mucha atención! Te invitamos a seguir leyendo las siguientes líneas para descubrir cómo se hace la posición del helicóptero, una de las posturas más complicadas del Kamasutra, pero también una opción completamente diferente a lo habitual e ideal para aumentar la excitación de ambos si se logra hacer correctamente. Eso sí, como verás, es una postura que requiere de una cierta condición física y fuerza por parte de la chica.

Cómo hacer la postura del Helicóptero

Toma nota del paso a paso para ponerla en práctica en la cama y gozar junto a tu pareja de un momento íntimo cargado de excitación, originalidad y diversión:

1. El hombre debe acostarse boca arriba en la cama, manteniendo su espalda apoyada y las piernas completamente estiradas.

2. La mujer deberá sentarse encima de la erección del hombre para iniciar la p3n3tración.

3. ¡Aquí viene lo complicado! La mujer usando el p3n3 como eje central y con la ayuda de sus manos y de los talones, deberá empezar a girar en círculos. Es decir, tendrá que dar una vuelta de 360º con su cuerpo mientras mantiene el p3n3 en el interior de la v4gin4.

La mujer tendrá el control absoluto del ritmo, la velocidad y la intensidad de la p3n3tración. Al girar, podrá ir deteniéndose en algunos puntos concretos para moverse de arriba hacia abajo o mover su pelvis en círculos para dar paso a una p3n3tración mucho más placentera y excitante. El hombre, mientras tanto, podrá disfrutar visualmente del cuerpo de su chica, acariciar sus muslos, su cintura, su trasero, agarrar sus caderas…

Otra variante del helicóptero, ¡una postura acrobática!

Si la rutina s3xu4l se ha apoderado de vosotros y estáis en la búsqueda de nuevas posiciones que os ayuden a innovar en la intimidad y a encender la pasión, a continuación, proponemos otra variante de la postura del Helicóptero, en esta ocasión, una posición un tanto acrobática en la que el hombre controlará los movimientos y el ritmo de la p3n3tración.

Para poder hacerla y disfrutarla al máximo, es necesario que él disponga de una buena forma física, ya que tendrá que aguantar todo el peso de la mujer con sus brazos, y que ella tenga bastante flexibilidad y fuerza, pues deberá sujetarse a su pareja manteniendo una postura erguida y estable a lo largo del coito. Toma nota del paso a paso para ponerla en práctica:

1. La mujer debe tumbarse boca abajo, situándose en el borde la cama con las piernas abiertas.

2. El hombre tendrá que aproximarse al filo de la cama, colocar las piernas de la mujer justo a la altura de su cintura y levantarla.

3. La mujer deberá estirar sus brazos hacia atrás, de manera que con sus manos se sujete de los brazos del hombre cuando este la levante.

4. De esta forma, cuando el hombre levante a la mujer podrá p3n3trarla y dirigir los movimientos a su ritmo.

Es importante que la mujer mantenga la espalda recta y erguida durante la p3n3tración para evitar hacerse daño. Es una posición, como hemos dicho, acrobática y bastante complicada de hacer, pero todo es cuestión de probar y dejarse llevar disfrutando de nuevas formas de hacer el amor.

Compartir

Comentarios