Bebidas que tomas que quizás no sabes que favorecen al CANCER

Uncategorized 82 Visitas

Cada vez hay mayor evidencia científica de que lo que comemos juega un papel determinante en el cáncer. Seguir una dieta saludable y equilibrada ayuda a prevenirlo, mientras que abusar de ciertos alimentos o productos favorece la formación de tumores.

En este último bloque se encuentran las bebidas azucaradas, incluidos los zumos de fruta y la bebidas con edulcorantes, las light.

Un nuevo metanálisis confirma la asociación entre una dieta rica en bebidas azucaradas y el riesgo de desarrollar cáncer de mama, próstata, colorrectal y páncreas.

El estudio ha sido liderado por investigadores de la Unidad de Nutrición y Cáncer del Instituto Catalán de Oncología (ICO) y del Instituto de Investigación Biomédica de Bellvitge (IDIBELL) y se ha publicado en la revista científica The Nutrients.

AZÚCAR Y CÁNCER

El cáncer se cobró 9,6 millones de muertes el pasado 2018 y se cree que la cifra se doblará en 2040. Esta enfermedad es la segunda causa de muerte en el mundo.

Para revertir esta situación hay que trabajar en los programas de detección precoz (cuanto antes se detecte el tumor mejor será el pronóstico) y en nuevos tratamientos pero también en prevención.

Thank you for watching

Las estrategias preventivas son un pilar fundamental en el abordaje de cualquier enfermedad. Si evitamos o controlamos los factores de riesgo que las provocan, reduciremos también los casos.

TE PUEDE INTERESAR

¿Cómo sé si tomo más azúcar de la cuenta?

Pues bien, en el caso del cáncer sabemos que el exceso de peso y la diabetes se han confirmado como factores de riesgo importantes de muchos tipos de tumores.

Y una de las causas del sobrepeso y unos niveles incontrolados de glucosa en sangre son las dietas ricas en bebidas con un alto contenido en azúcar, ya sea añadido (bebidas azucaradas) o natural como los zumos de fruta porque contribuyen a una ingesta excesiva de calorías y fructosa, lo que desencadena una cascada muy peligrosa:

  • Aumenta la adiposidad (células grasas).
  • Como consecuencia de ello, hay mayor resistencia a la insulina.
  • Se dispara el estrés oxidativo, lo que daña las células.
  • Unos niveles altos de glucemia en sangre también aumentan la circulación de sustancias inflamatorias en el torrente sanguíneo.
  • Los entornos inflamatorios favorecen el desarrollo y la progresión de las células cancerígenas. Y el azúcar es uno de los mayores inflamatorios que existe.

No solo las bebidas azucaradas y los zumos de frutas están en el punto de mira, las bebidas que contienen edulcorantes artificiales como las bebidas light también se ha visto que incrementan el riesgo de obesidad y diabetes.

BEBIDAS AZUCARADAS Y RIESGO POR TIPO DE CÁNCER

El metanálisis realizado por los investigadores del ICO y del IDIBELL confirma de lleno la asociación entre el consumo de bebidas azucaradas y el cáncer.

Y los metanálisis no dejan mucho lugar a dudas porque en realidad son una revisión de todos los estudios que se han hecho sobre el tema. En este caso, se han analizado 67 estudios observacionales publicados hasta junio de 2020.

La relación entre el consumo de alcohol y el cáncer

La mayoría de la gente sabe que tomar demasiado alcohol puede resultar en problemas de salud. Sin embargo no todos saben que uno de esos problemas de salud puede ser el cáncer. Con el alcohol, la clave para mantenerse saludable es la moderación.

Es probable que tomar una bebida alcohólica en la cena o en una fiesta no cause demasiado daño. Sin embargo, tomar rutinariamente más de una o dos bebidas alcohólicas por día podría aumentar su riesgo de cáncer. Tomar alcohol se asocia a un mayor riesgo de cáncer de boca y de garganta, cáncer de hígado, cáncer colorrectal y cáncer de seno.

La Sociedad Americana Contra El Cáncer recomienda limitar el alcohol a no más de una bebida por día para las mujeres y dos bebidas por día para los hombres.

¿Qué se considera como una bebida alcohólica?

  • 12 onzas o alrededor de 350 ml de cerveza
  • 5 onzas o alrededor de 150 ml de vino
  • 1.5 onzas o alrededor de 50 ml de licores fuertes (destilados)

Las bebidas festivas pueden prescindir del alcohol

Si usted consume bebidas con alcohol, la moderación es aconsejable por muchas razones. Tomar en forma excesiva puede conducir a muchos problemas graves de salud, incluyendo daño hepático, páncreas inflamado, hipertensión arterial, trastornos psicológicos y dependencia del alcohol.

Limitar su consumo de alcohol no significa que no pueda divertirse en una fiesta o comida de celebración. Pruebe esta receta de sangría sin alcohol del libro de cocina de la Sociedad Americana Contra El Cáncer Celebrate! Healthy Entertaining for Any Occasion, disponible en la librería de la Sociedad Americana Contra El Cáncer. Cada porción contiene aproximadamente 90 calorías. Para agregar un toque festivo, agregue frutas como piña o ananá, uvas congeladas, cerezas marrasquino o rodajas de naranja.

Receta: Ponche de sangría blanca

4½ tazas de jugo de piña o ananá
1½ tazas de jugo de uvas blancas
1½ tazas de jugo de maracuyá (parcha, chinola, pasiflora, fruta del amazonas)
½ taza de jugo fresco de lima
2 latas de 12 onzas de soda de jengibre (ginger ale)

Mezcle todos los jugos en una ponchera. Refrigere.

Justo antes de servir, agregue la soda de jengibre, revolviendo suavemente. Sirva en copas con hielo.

8 porciones.

Compartir

Comentarios