Por esta razón duelen los testículos cuando un hombre no llega a la eyaculación

Salud 1367 Visitas

Quizá lo has escuchado entre tus amigos, eso de excitarse y cuando todo está por ocurrir, algo pasa y la relación sexual no se consuma, entonces “te da cojonera”. Fuera de broma, si esto le ha ocurrido a tu pareja, podría ser señal de un problema de salud. Los expertos revelan por qué duelen los testículos cuando un hombre no llega al orgasmo.

Coloquialmente, en países como Estados Unidos, el término más empleado es “blue balls” (bolas azules) pero no es algo literal, los testículos de los chicos no se tornan azules aunque el dolor sí es real. Abbas Kanani es un farmacéutico experto en testículos y lo que reveló a una revista femenina sobre el tema es información de gran valor.

De acuerdo al Dr. Kanani, el término médico es “hipertensión epididimal” y se refiere a ese dolor en la región testicular que aparece cuando un hombre se excita y no consuma la relación sexual.

En este proceso, la circulación sanguínea aumenta en la zona genital, haciendo que los testículos aumenten su tamaño, el semen se acumula en ellos y el pene se pone rígido, ocurre la erección y los testículos también aumentan de peso. Cuando no hay eyaculación, este exceso de sangre se queda en la zona y es la presión que genera la causa de dolor.

Esta molestia puede extenderse hasta la zona abdominal. Si durante la relación sexual el hombre no eyacula, esta sensación puede ser instantánea, pero si solo se trata de pensamientos sexuales o está viendo películas de adulto, el dolor puede aparecer hasta un par de horas después, no se necesita una erección para sentir esta molestia.

Por qué duelen los testículos cuando un hombre no llega al orgasmo. Fotografía Pixabay

¿HAY UN TRATAMIENTO?

Sí, simplemente consumar la relación y hacer que el hombre llegue al orgasmo para poder eyacular. Así, la sangre acumulada se mueve y todo regresa a su tamaño y peso habitual. Si bien la eyaculación es la forma más rápida de aliviar la molesta, si esta no ocurre no queda más que esperar.

En sí, los testículos no se ponen azules, si hay un cambio de color deberán de ser revisados por un médico urgentemente. De hecho, todos los cuerpos humanos son distintos y mientras algunos hombres pueden aguantar largas temporadas sin actividad sexual, otros la necesitan con frecuencia.

¿ESTE DOLOR PUEDE SER SÍNTOMA DE ALGO MÁS? SÍ.

Cuando la molestia es recurrente o dura demasiado tiempo, aún sin tener relación con algún tipo de actividad sexual, pudiera ser un síntoma de epididimitis, un inflamación del conducto que lleva los espermatozoides a los testículos.

Según aclara el Dr. Kanani, en los peores escenarios, esta molestia podría alertar sobre diabetes. Este padecimiento daña los nervios y por eso podría estar provocando el dolor, ante cualquier duda lo mejor es acudir con un especialista. 

Lo que no debes olvidar es que si tu pareja experimenta este dolor, no puede forzarte a tener relaciones para mejorarle, puede recurrir a la masturbación o simplemente esperar, no hay pretextos para obligarte a tener sexo, nunca. 

Compartir

Comentarios