Mira cómo el cigarrillo destruye el rostro de los fumadores

Salud 1130 Visitas

Las imágenes dejan claro que papada, arrugas, bolsas en los ojos y piel flácida son algunos de los efectos secundarios de fumar

Fotos: Mira cómo el cigarrillo destruye el rostro de los fumadores

Comparando fotos de gemelos idénticos, investigadores confirmaron que fumar envejece el rostro prematuramente y contribuye a la aparición de arrugas, piel caída, papada y bolsas en los ojos.

En un estudio se pusieron a prueba 79 pares de gemelos seleccionados entre el 2007 y el 2010 en Estados Unidos.

Según se explicó en el medio, las parejas de gemelos tenían edades entre los 18 a 78 años, mientras que la edad promedio fue de 48. Para determinar los cambios faciales causados por fumar, un panel de tres cirujanos plásticos, que no conocía la historia de los fumadores, miró las fotos que fotógrafos profesionales tomaron a cada gemelo.

Los investigadores encontraron que los fumadores, comparados con los no fumadores, tenían la piel más flácida, bolsas debajo de los ojos, más líneas de expresión en las comisuras de los labios, papada colgante y arrugas en la piel cercana a los labios.

Entre los pares de gemelos en los que ambos son fumadores, aquellos que fumaron por más tiempo tenían bolsas más grandes en los párpados inferiores, más arrugas en el labio inferior y las mejillas más caídas. Se observaron mayores diferencias relacionadas con el tabaquismo en los tercios inferiores de la cara, según el estudio.

En el laboratorio se demostró que las células pierden elasticidad y colágeno luego de la exposición al extracto de tabaco, lo que explicaría los cambios en dicha parte de la cara.

Adicionalmente, “el espesor de las pieles de los no fumadores era mayor que el de los fumadores, haciendo las líneas de los labios superiores y los pliegues nasolabiales menos perceptibles”. Los hallazgos fueron reportados en la revista Plastic and Reconstructive Surgery.

Los dos gemelos son fumadores. El de la derecha, ha fumado 14 años más que su hermano.

La gemela de la derecha, es una fumadora; la de la izquierda, no lo es. Se pueden notar la diferencias entre ambas por las líneas de expresión en los labios.

La gemela de la izquierda no es fumadora, mientras que la de la derecha, ha fumado por 29 años. La segunda tiene visibles líneas de expresión alrededor de los ojos.

Compartir

Comentarios